Ciberbullying escolar: cómo detectarlo, casos, síntomas y cómo evitarlo

Todo sobre prevención del ciberbullying

El ciberbullying es el uso de los medios telemáticos (Internet, telefonía móvil y videojuegos online principalmente) para ejercer el acoso psicológico entre iguales.No se trata aquí el acoso o abuso de índole estrictamente sexual ni los casos en los que personas adultas intervienen.

Para considerarse ciberbullying escolar tiene que haber menores en ambos extremos del ataque para que se considere ciberbullying: si hay algún adulto, entonces estamos ante algún otro tipo de ciberacoso.

Tampoco se trata de adultos que engañan a menores para encontrarse con ellos fuera de la Red o explotar sus imágenes sexuales. Aunque hay veces en que un/a menor comienza una campaña de ciberbullying que puede acabar implicando a adultos con intenciones sexuales.

¿Qué es ciberbullying?

Estamos ante un caso de ciberbullying o ciberacoso cuando un o una menor atormenta, amenaza, hostiga, humilla o molesta a otro/a mediante Internet, teléfonos móviles, consolas de juegos u otras tecnologías telemáticas.

Según el Estudio sobre hábitos seguros en el uso de las TIC por los menores publicado por el INTECO en Marzo de 2009 el concepto de ciberbullying se define como acoso entre iguales en el entorno TIC, e incluye actuaciones de chantaje, vejaciones e insultos de niños a otros niños..

Ciberbullying, bullying o acoso escolar

No son tan similares como podría pensarse. En ambos se da un abuso entre iguales pero poco más tienen que ver en la mayoría de los casos.

El ciberbullying atiende a otras causas, se manifiesta de formas muy diversas y sus estrategias de abordamiento y consecuencias también difieren.

Sí es bastante posible que el bullying sea seguido de ciberbullying. También es posible que el ciberbullying pueda acabar también en una situación de bullying, pero desde luego esto último sí que es poco probable.

¿Por qué es especialmente grave el ciberbullying?

El anonimato, la no percepción directa e inmediata del daño causado y la adopción de roles imaginarios en la Red convierten al ciberbullying en un grave problema.

Sinónimos de ciberbullying

Además de la adaptación del neologismo inglés (cyber-bullying) se utilizan en castellano otros términos para denominar al ciberbullying:

  • cibermanotaje
  • ciberabuso
  • cibermanoteo
  • abuso online
  • abuso virtual
  • e-bullying
  • online bullying

ciberbullying

Tipos de ciberbullying más comunes

Con el correr de los años y el avance de las tecnologías en comunicación, se han ido desarrollando conceptos que definen conductas que suceden a través de los medios virtuales.

Es así que el ciberbullying en las redes sociales, actualmente se encuentra constituido por conductas variadas que veremos a
continuación. Los nombres de estos conceptos son en su mayoría en inglés:

  • Arrasement: se denomina de esta forma cuando hay amenazas, insultos y humillaciones a través de redes sociales como Facebook, Whatsapp, o también email. Formas habituales son las de poner apodos, crear rumores o enviar videos humillantes.
  • Stalking: se trata de una conducta que se define como el seguimiento online constante a una persona para hacerle saber que hay un interés o para controlar sus movimientos.
  • Catfishing: sucede cuando una persona roba la identidad de otra, recreando perfiles con fotos en redes sociales con fines engañosos.
  • Fraping: el Fraping es cuando uan persona accede a la red social de tu hijo y publica contenido falso, inapropiado, haciéndose pasar por el.
  • Grooming: el ciberacoso se considera cuando se realiza entre personas de la misma edad. Se denomina grooming cuando una persona adulta contacta a menores de edad a través de redes sociales con el fin de satisfacer sus deseos sexuales a través de imágenes o contenido íntimo. Por lo general son personas que crean perfiles falsos de la edad de la víctima para ganar su confianza.

Las formas que adoptan los casos de ciberbullying son muy variadas, y sólo se encuentran limitadas por la pericia tecnológica y la imaginación de los menores acosadores, lo cual es poco esperanzador. Algunos ejemplos de ciberbullying concretos podrían ser los siguientes:

  • Colgar en Internet una imagen comprometida (real o efectuada mediante fotomontajes) datos delicados, cosas que pueden afectar la intimidad de una persona.
  • Dar de alta, con foto incluida, a la víctima en un web donde se trata de votar a la persona más fea, a la menos inteligente… y cargarle de puntos o votos para que aparezca en los primeros lugares.
  • Crear un perfil o espacio falso en nombre de la víctima, en redes sociales o foros, donde se escriban a modo de confesiones en primera persona determinados acontecimientos personales, demandas explícitas de contactos sexuales.
  • Dejar comentarios ofensivos en foros o participar agresivamente en chats haciéndose pasar por la víctima de manera que las reacciones vayan posteriormente dirigidas a quien ha sufrido la usurpación de personalidad.
  • Dando de alta la dirección de correo electrónico en determinados sitios para que luego sea víctima de spam, de contactos con desconocidos…
  • Usurpar su clave de correo electrónico para, además de cambiarla de forma que su legítimo propietario no lo pueda consultar, leer los mensajes que a su buzón le llegan violando su intimidad.
  • Hacer circular rumores en los cuales a la víctima se le suponga un comportamiento reprochable, ofensivo o desleal, de forma que sean otros quienes, sin poner en duda lo que leen, ejerzan sus propias formas de represalia o acoso.
  • Enviar menajes amenazantes por e-mail o SMS, perseguir y acechar a la víctima en los lugares de Internet en los se relaciona de manera habitual provocándole una sensación de completo agobio.

Cómo evitar el ciberbullying si está ocurriendo

Si eres padre y sospechas o has confirmado que tu hijo es víctima de ciberbullying, pon en práctica los siguientes consejos para solucionar este problema antes de que se agrave:

  • Habla con tu hijo en confianza. Para que una charla no termine en discusión es importante crear un clima de confianza. Cuando vayas a preguntar a tu hijo debes hacerlo desde una mirada comprensiva y no acusadora.

    Mantiene la calma y escucha. Lo más importante en esto es escuchar. Los padres suelen querer solucionarlo todo rápido y no terminan escuchando las verdaderas necesidades y problemas de sus hijos.

  • No juzgues. Si tu hijo sufre ciberacoso, lo que menos necesita en este momento es que lo juzguen por sus actitudes. Es importante que le demuestres comprensión.
  • Háblale sobre madurez. Es importante que hagas sentir a tu hijo contenido, y que le expliques que los niños que ejercen este tipo de acosos es justamente por falta de atención paternal y familiar.
  • Habla con otros padres. En este punto debes acordar con tu hijo. Lo más probable es que él no quiera que hables con los padres de otros niños ya que posiblemente sienta que eso empeorará la situación.
  • Ofrécele opciones Son muchas las posibles soluciones que se pueden encontrar, desde cambiar de turno de colegio, hablar con los maestros, mantener un periódico control de su actividad en la web. Pero lo más importante es que el comprenda que no debe dejarse acosar.

Causas y consecuencias del ciberbullying

Las consecuencias del ciberbullying pueden ser muy negativas para todos los que se encuentren implicados (agresores, victimas y observadores) siendo la víctima la más afectada.

A través de estudios de casos de ciberbullying seh a demostrado que esta conducta desencadena los mismos efectos que el Bullying tradicional sin importar que la agresión sea virtual.

Algunas de las consecuencias más frecuentes del ciberbullying son:

  • Síntomas depresivos, ansiedad, problema de comportamiento, consumo de estupefacientes, ideas sucidas.
  • Las víctimas puedne convertirse en acosadores
  • Sentimientos de ira, rabia, tristeza y frustración.
  • Los agresores no desarrollan la empatía, pueden sufrir desconexión moral, comportamientos antisociales, conductas delictivas y consumo de estupefacientes.

Se pueden establecer al menos tres causas de ciberbullying frecuentes que se han estudiado:

  • Ignorancia: entre los más chicos, en muchas ocasiones el aburrimiento hace que la humillación del otro sea considerado un entretenimiento. También la falta de educación en diversidad y diferencias hace que los chicos sean más propensos a discriminar a sus pares.
  • Necesidad de control: existen muchas personas que realizan ciberbullying con la intención de tener el control de todas las actividades que realiza una persona.
  • Venganza: el ciberacoso también es muy utilizado como venganza tanto entre niños como entre adultos.

Herramientas para evitar el acoso escolar

Para evitar cualquier tipo de acoso, es imprescindible trabajar sobre el autoestima de tu hijo. Estos tips te ayudarán a lograrlo:

¿Sufre o ha sufrido tu hijo ciberbullying?

Sí. Sufre actualemente.

0

Ha sufrido alguna vez.

2

No que yo tenga conocimiento.

0

No hay comentarios

Puedes comentar desde Facebook y Google+, o si prefieres hacerlo anónimamente desde nuestro sistema de comentarios

Comenta en Facebook
Comenta en Innatia

Escribe tu comentario en "Ciberbullying escolar: cómo detectarlo, casos, síntomas y cómo evitarlo"

Comenta en Google+